miércoles, 25 de septiembre de 2013

El miedo en los niños


Queridas familias,

Hoy vamos a hablar de los miedos en los niños, algo tan natural como la vida misma pero que supone sufrimiento a los niños mucho pero a nosotros, padres también.



Por eso es necesario que tengamos claro que los miedos como tal son una parte más del proceso evolutivo, a continuación os facilito una tabla por edades de la progresión de los mismos, teniendo presente que no tienen por qué aparecer ni ocurrir de la misma manera , ya que como todos conocemos y somos conscientes, cada persona es única e irrepetible y lo que pasa por cada mente es totalmente diferente a lo que pasa en otra pero como humanos, nuestro proceso de crecimiento y de sucesos físicos y psicológicos que nos pueden ocurrir son similares.

Sobre los miedos y fobias en los niños

El miedo es la respuesta del instinto de supervivencia y tiene una reacción fisiológica (sudoración, frío, taquicardia, sensación de posible vómito…) y una psicológica (creación de fantasías.

Tanto para grandes como para nuestros pequeños, es necesario superar los miedos.

El niño, logra la seguridad en los mayores, a través del cariño y de la serenidad que estos le transmiten.

Los miedos son TRANSITORIOS y los más importantes son:

·        SEPARACIÓN: miedo a perder a los seres queridos
·        LIMPIEZA: miedo a colarse por la bañera, por el wc…
·        OSCURIDAD: falta de seguridad con el entorno.
·        SOLEDAD: sensación de no haber nadie a su lado

Los miedos “son educados” en muchos casos por los malos comportamientos (por ej, cuando logramos la obediencia nombrando algo o a alguien que asusta).

El adulto debe ser consciente de “sus miedos” porque si esto no ocurre…PADRES O FAMILIARES MIEDOSOS = NIÑ@S MIEDOSOS.

La parte positiva de los miedos es que ayuda a desarrollar la capacidad de defensa y al desarrollo de la prudencia y de la humildad.

LAS FOBIAS: aparecen cuando el miedo no logra ser superado.

Las características de LAS FOBIAS son:

  • 1.   Miedos irracionales = no hay control de la inteligencia
  • 2.   No hay control voluntario de las mismas
  • 3.   Son reacciones desproporcionadas respecto a la situación
  • 4.   Provocan conductas de evitación de toda situación que pueda relacionarse con este miedo
  • 5.   Las fobias no tienen edad evolutiva: no son un estadio normal en el desarrollo ordinario de una persona.


Es muy importante fomentar el propio estilo educativo, el expresar los temores. Los niños se sienten más seguros exteriorizando sus miedos y los padres encontramos la oportunidad de hacer al hij@ realista y no temerario.
Si en el estilo educativo se es muy rígido y hay demasiadas exigencias, aparece en los hijos, “el miedo a fallar” y la consiguiente pérdida de autoestima.

Hay, además, que desarrollar la prudencia necesaria para “educar dando la información necesaria para cada edad.

LO QUE NO SE DEBE HACER:

1.   Dar poca importancia a los miedos: Hay que preguntar al hij@ que le da miedo y por qué, ayudarle a expresar sus temores.
2.   Sobreproteger: ¡¡Qué te vas a caer!!, ¡¡Qué te van a robar!!, ¡¡Cuidado con la gente mala!!, ¡¡Que te vas a quemar!!, etc…
3.   Rechazar al niño o amenazarle con abandonarlo…
4.   Tratar con falsa compasión: si no le gusta una comida se le hace otra, no se le sanciona cuando se lo merece y lo necesita…
5.   Ridiculizar o castigar el hecho de tener miedo
6.   Obligar a entrar en situaciones temidas
7.   Involucrar al hij@ en los propios temores: vértigos, velocidad…, hay que dejar que el niñ@ se mueva con espontaneidad y encontrando por sí mismo los límites a los que se tiene que ajustar

LO QUE SE DEBE HACER:

1.   Dar seguridad al niñ@ en sí mismo, ayudándole con paciencia y ternura a vencer los miedos: tocando, acercándole con cuidado, haciéndole escuchar…
2.   Elogiar sus logros: sin exagerar, siempre con realismo y veracidad
3.   Hacerle sentir siempre nuestro apoyo
4.   Mostrar comprensión por los temores, explicarle que no pasa nada.
5.   Dar ejemplo, enfrentándose a los peligros…entrar en una habitación a oscuras
6.   Dar oportunidades para vencer los miedos…buscar ocasiones para repetir las conducta que vence al miedo, etc
En la mayor parte de los casos, lo que hay que hacer  lo dicta el propio sentido común.
Muchas veces, la necesidad de educar a un hijo es un gran modo de corregir los malos hábitos y de superarse.
En los miedos (y en todo), la mejor receta, si es que se puede dar alguna, es cultivar una realidad de familia como ámbito de amor seguro.
Para ayudar hay que estar serenos y descansados, lo cual hay que esforzarse por lograr

RESUMIENDO:

·        Los miedos son comportamientos frecuentes en los niños ante determinadas cosas, objetos y situaciones.
·        Puede considerarse normal ante la necesidad de autoprotección del individuo por los peligros que le amenazan.
·        Hasta este punto es bueno y adecuado “mantener esta situación de miedo” porque el cuerpo y la mente se encuentran en situación de alerta.
·        Lo malo es cuando el niñ@ reacciona de modo exagerado e ilógico a miedos reales o imaginarios
o   Hidrofobia = miedo al agua
o   Zoofobia = miedo a los animales
o   Nictofobia = miedo a la oscuridad
o   Claustrofobia = miedo a los espacios cerrados
o   Agorafobia = miedo a los espacios abiertos
o   Xenofobia = miedo a lo desconocido

·        El tratamiento: desensibilización sistemática ante situaciones leves de miedo.


MIEDOS EVOLUTIVOS
EDAD
Situaciones que provocan miedo o ansiedad
0 – 6 meses
Pérdida súbita de apoyo, ruidos fuertes, estímulos intensos.
7 – 12 meses
A los extraños, objetos que surgen súbita e inesperadamente.
1 año
A los extraños, separación de los padres, inodoro, heridas, alturas.
2 años
Múltiples situaciones que incluyen: ruidos fuertes (aspiradoras, sirenas, tormentas, etc), oscuridad, separación de los padres, objetos o máquinas grandes, cambios en el entorno personal, etc
3 – 6 años
Máscaras, oscuridad, animales, separación de los padres, ruidos inesperados (incluyendo los nocturnos), “gente mala”, seres imaginarios (brujas, fantasmas, etc), dormir o permanecer solos, lesiones o daños físicos
6 – 9 años
Seres imaginarios, oscuridad, permanecer solos, miedos basados en sucesos informados por los medios de comunicación, daño físico, fracaso, ridículo.
10 – 12 años
Exámenes escolares, rendimiento académico (juicio de los demás, ridículo), accidentes o enfermedades (daño físico), muerte, aspecto físico, conflicto entre los padres.
Decrecen: la oscuridad y las tormentas.
12 – 18 años
El rechazo de los iguales en las relaciones interpersonales, imagen corporal y pérdida de autoestima (qué decir, cómo comportarse, cómo expresarse, hacer el ridículo)
Fuente: modificado de Morris y Kratochwill (1983). Se resaltan los más significativos de cada edad



Para complementar esta información, os aconsejo que leáis el siguiente enlace que os puede ayudar mucho también a comprender este proceso en los más pequeños y que es lo que NO tenemos que hacer cuando aparecen.



Deseamos que sea de vuestro interés.



viernes, 20 de septiembre de 2013

¿Lectura si????? o...

Queridas familias,

Aunque de momento nuestros niños son muy pequeñitos, hoy os ofrecemos un artículo que puede resultar interesante de cara al futuro de nuestros niños y para vuestra tranquilidad.


Pincha aquí 



Deseamos que sea de vuestro interés,

Saludos y hasta muy pronto!!!!

miércoles, 18 de septiembre de 2013

Cómo prevenir los accidentes en los dos primeros años de vida


¡¡Qué chulo!!

Queridas familias,

Una vez más queremos ponernos en contacto con vosotros para ayudar a prevenir accidentes que muy fácilmente pueden sufrir los niños de 0 a 2 años. 

Os remito al enlace de Guíainfantil.com que nos explica de forma clara y concisa.

Deseamos que sea de vuestro interés,












jueves, 5 de septiembre de 2013

MES DE SEPTIEMBRE ¡¡BIENVENIDO!!



Queridas Familias,

Con motivo del comienzo de un nuevo curso escolar os propongo la lectura del siguiente enlace de un artículo en el periódico ABC, que espero sea de vuestra utilidad.